Estado de mi nación literaria (I) – Enero y febrero.

Tras dos meses de vida, de nueva vida, de este El Tercer Miope, he podido leer libros muy interesantes que no siempre han entrado dentro de una reseña. Entre enero y febrero he leído veintisiete libros, incluyendo también cómics y audiolibros. Buena culpa de la gran cantidad de lecturas de estos dos meses la tiene Javier Miró y su Liga de las Lecturas Extaordinarias, un reto bastante bien elaborado que te hace salir de tu ámbito habitual en busca de nuevos horizontes. No contento con eso, Javier lleva una organización casi perfecta de todos los participantes gracias a un excel y una newsletter llena de información. Francamente, yo sería incapaz de hacer algo así ni siquiera para mí mismo.

undefined

Vamos con lo bueno. De los libros que he leído en estos dos primeros meses del año, tengo que destacar dos ensayos que me han encantado. Los dos los he leído en inglés: uno es “The age of the vikings”, de Anders Winroth y el otro es “On writing” de Stephen King. El primero es una introducción al mundo vikingo con un ensayo que trata a través de diferentes temas una época no demasiado conocida dentro de la Alta Edad Media. El segundo ya se ha convertido en un clásico, King habla sobre el arte de escribir sin andarse por las ramas, con un estilo directo y muy ameno. Este último libro lo he escuchado en una grabación con él mismo como narrador, y ha sido una experiencia muy satisfactoria.

Otros libros que me han gustado mucho, en este caso de ficción, han sido “Incienso” de la escritora china Eileen Chang, la colección de cuentos de ciencia-ficción “Diez planetas”, del mexicano Yuri Herrera o la novela “Babel-17”, de la que ya escribí una reseña en el blog. En general, estos meses he leído mucha no ficción, sobre todo me he centrado en la historia.

En cuanto a cómics, el primero que me leí este año ya me pareció genial, aunque no muy asequible. Hablo de “Promethea”, del gran Alan Moore. También he disfrutado mucho con dos cómics muy europeos: “Bâtard” de Max de Radiguès, todo un hard-boiled con sabor muy americano pero estilo muy del viejo continente y la historia de regreso a los orígenes “Algeria is beautiful like America”.

undefined

Este año he empezado muy en serio con los audiolibros. Al principio no me terminaba de convencer, pero ya he “leído” cinco y me parece un formato muy interesante para esos momentos in itinere o de paseo. Es cierto que hasta ahora no me he puesto con libros especialmente gruesos, solo no ficción o historias breves. Creo que así es cómo me funciona mejor, me permite dividir mejor el tiempo y no perder la concentración. El primero que leí fue “La bailarina de Auschwitz”, de Edith Eger. Se trata de unas memorias sobre el holocausto y cómo pudo reconducir su vida dejando atrás todo aquel horror. Quiero comentar un poco más algo sobre este libro, pero mi idea es dedicar una entrada a la literatura del holocausto.

Y poco más que añadir, sigo leyendo mucho y bien. He leído en francés, inglés, italiano y español, algo que espero hacer cada vez más. No he encontrado el momento oportuno para llevar las reseñas de mis lecturas al día aquí en el blog, eso ya lo hago en goodreads, pero el propósito de enmienda sigue ahí. Que tengáis buenas lecturas y si no, mejores planes alternativos.

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s